«Los comunistas consideran indigno ocultar sus ideas y propósitos. Proclaman abiertamente que sus objetivos sólo pueden ser alcanzados derrocando por la violencia todo el orden social existente. Que las clases dominantes tiemblen ante una Revolución Comunista. Los proletarios no tienen nada que perder en ella más que sus cadenas. Tienen, en cambio, un mundo que ganar». (Karl Marx y Friedrich Engels; «Manifiesto del Partido Comunista», 1848)

jueves, 13 de febrero de 2014

Conclusión al documento «En torno a las cuestiones de la política agraria de la URSS»; Stalin, 1929


He ahí, camaradas, seis problemas cardinales que no puede pasar por alto la investigación teórica de nuestros especialistas agrarios marxistas.

La importancia de estos problemas estriba, ante todo, en que su estudio marxista permite extirpar toda clase de teorías burguesas, difundidas a veces –para vergüenza nuestra– por nuestros camaradas comunistas y que ofuscan a nuestros trabajadores prácticos. Hace ya mucho tiempo que todas esas teorías deberían haber sido extirpadas y rechazadas, pues sólo combatiendo sin cuartel esas teorías y otras por el estilo puede desarrollarse y fortalecerse la base teórica de los especialistas agrarios marxistas.

La importancia de estos problemas estriba, finalmente, en que dan una nueva fisonomía a los viejos problemas de la economía del período de transición.

Hoy se plantea de un modo nuevo lo relativo a la NEP, a las clases, a los koljoses y a la economía del período de transición.

Hay que poner al descubierto el error de quienes conciben la NEP como un repliegue y solamente como un repliegue. La realidad es que, ya al implantar la nueva política económica, Lenin decía de ella que no se reducía a un repliegue, sino que, al mismo tiempo, era la preparación para una nueva ofensiva decisiva contra los elementos capitalistas de la ciudad y del campo.

Hay que poner al descubierto el error de quienes piensan que la NEP sólo sirve para mantener los vínculos entre la ciudad y el campo. Los vínculos que nosotros necesitamos entre la ciudad y el campo no pueden ser de cualquier clase, sino vínculos que aseguren el triunfo del socialismo. Si mantenemos la NEP, es porque sirve a la causa del socialismo. Y cuando deje de cumplir esta misión, la mandaremos «al diablo». Lenin dijo que la NEP se había implantado en serio y para mucho tiempo. Pero jamás dijo que se implantase para siempre.

Hay que poner también sobre el tapete la necesidad de popularizar la teoría marxista de la reproducción. Es preciso estudiar el esquema del balance de nuestra economía nacional. Lo que la Dirección Central de Estadística publicó en 1926 como balance de la economía nacional, no es un balance, sino un juego de cifras. Tampoco sirve el modo como Bazárov y Groman tratan el problema del balance de la economía nacional. El esquema del balance de la economía nacional de la URSS deben elaborarlo los marxistas revolucionarios, si es que quieren investigar los problemas de la economía del período de transición.

Sería deseable que nuestros economistas marxistas dedicasen un grupo especial para estudiar los problemas de la economía del período de transición, tal como se plantean de un modo nuevo en la actual etapa de desarrollo.

1 comentario:

  1. Hola buenas, tengo una duda.

    ¿por que Stalin dice en 1929 "Si mantenemos la NEP, es porque sirve a la causa del socialismo" si el primer plan quinquenal se puso en marcha en 1928?

    Gracias!

    ResponderEliminar

«¡Pedimos que se evite el insulto y el subjetivismo!»