«Los comunistas consideran indigno ocultar sus ideas y propósitos. Proclaman abiertamente que sus objetivos sólo pueden ser alcanzados derrocando por la violencia todo el orden social existente. Que las clases dominantes tiemblen ante una Revolución Comunista. Los proletarios no tienen nada que perder en ella más que sus cadenas. Tienen, en cambio, un mundo que ganar». (Karl Marx y Friedrich Engels; «Manifiesto del Partido Comunista», 1848)

martes, 11 de junio de 2013

¿Nueva tendencia?: Ejército israelí detiene a niños de tan sólo seis años

El repugnante régimen nazi-sionista condensa las peores tendencias del tercer Reich y del Apartheid sudafricano; tal es la desgracia del Pueblo Palestino

Un niño está siendo detenido por las fuerzas de ocupación en Nabi Saleh. Foto: Lazar Simeonov

Los niños menores de 12 años, no pueden ser acusados o condenados, de acuerdo a la ley militar israelí al cual los palestinos en Cisjordania y Jerusalén Este están sometidos, sin embargo, el ejército israelí ha violado repetidamente la ley en los últimos años y los informes muestran un aumento en el número de niños detenidos en los últimos años, algunos de los cuales tan sólo tienen seis años.

El número de niños detenidos de entre 12 y 18 años en marzo fue el más alto desde octubre del año 2010, informa la Defensa Internacional de los Niños (DNI) Palestina. Además, el número de niños detenidos menores de 12 años, también ha aumentado considerablemente en los últimos meses.

Israel está siendo criticado por la comunidad internacional por una ley que permite la detención de niños de tan sólo 12 años. Muchos niños sufren de trastorno de estrés postraumático después de los malos tratos sufridos durante su detención, ya que los niños menores de 12 años son más propensos a sufrir un trauma psicológico, incluso si son detenidos por períodos cortos de tiempo.

Muchos casos de niños por debajo de la edad mínima de responsabilidad penal permanecen indocumentados. La mayor parte de ellos son detenidos durante varias horas y luego liberados, como ellos no pueden ser procesados. "A veces las familias no quieren o no saben cómo dar la relevancia del hecho, recuperaron a su niño y eso es lo importante", dijo Brad Parker, de DCI-PALESTINA en una entrevista a Palestina Monitor el 11 de mayo.

"Sobre todo en Hebrón se pueden ver más a niños arrestados ", dijo Parker. Hebrón es la única ciudad palestina con los colonos que viven en el corazón de la misma. La violencia de los colonos, el acoso constante y las detenciones por parte del ejército israelí son una situación común para los pobladores palestinos.


27 niños detenidos en la visita de Obama

El 20 de marzo de este año, el mismo día de la visita del presidente estadounidense, Barack Obama a Cisjordania, soldados israelíes detuvieron a 27 niños en su camino a la escuela en Hebrón. Al menos siete de los niños detenidos tenían entre 6 y 10 años, por lo tanto no podían ser procesados bajo la ley militar israelí. El grupo de derechos humanos israelí B'Tselem publicó vídeos grabados por activistas internacionales que testifican dichas detenciones.

"Estamos indignados por las detenciones en masa del ejército israelí y los malos tratos de los escolares palestinos en Hebrón, algunos de tan sólo 6 años", dijo Ayed Abu Eqtaish, Director del Programa de Responsabilidad de la DCI-Palestina. "No puede haber ninguna justificación para la detención de niños por debajo de la edad mínima de responsabilidad penal. Estas experiencias traumáticas permanecen con ellos mucho tiempo más después del incidente".


Mouawieh y Ahmed Abu Heikel (11 y 12 años de edad)

El 28 de abril Mouawieh Abu Heikel de 11 años de edad y su hermano Ahmed de 12 años fueron detenidos en Hebrón. Los dos hermanos, junto con un amigo, iban de camino a sus hogares cuando fueron atacados por jóvenes colonos. Según los testimonios recogidos por la Comisión de Defensa de Hebrón, los jóvenes colonos los atacaron con una navaja y luego corrieron a quejarse a los soldados israelíes después de que los niños palestinos trataron de resistirse sin violencia.

Los dos hermanos fueron agarrados por los soldados y arrestados entre el alboroto en la calle, donde alrededor de 50 personas se habían reunido. Antes de trasladarlos en el vehículo militar al centro de detención, ataron las manos a los niños con lazos de plástico y les vendaron los ojos. Un activista sueco también fue arrestado después de que él había tratado de oponerse pacíficamente a la detención violenta de los pequeños niños. Según los informes del Movimiento Internacional de Solidaridad (ISM) el activista sueco fue deportado el 14 de mayo después de que fue formalizado por haber agredido a un soldado israelí, dicha acusación contra él es falsa. La organización no partidista palestina, Juventud contra los establecimientos, filmó la detención de los dos hermanos y el activista sueco.

Los hermanos fueron puestos en libertad alrededor de las 4:30 pm, después de varias horas de interrogatorio y el pago de 1’000 NIS en libertad bajo fianza. El hecho de que el ejército israelí buscaba dinero de la fianza para la liberación de los niños menores de la edad legal de la acción penal elegible es inusual. Al hermano mayor, Ahmed de 12 años, los soldados lo fotografiaron y registraron sus huellas digitales, y Mouawieh, de 11 años, golpeado en el estómago con la culata de un rifle por uno de los soldados durante la detención, afirma, Hisham Sharbati, del Comité de Defensa de Hebrón.


Muhannad N. (10 años)

Muhannad vive en la ciudad vieja de Hebrón. El 21 de marzo estaba jugando con sus amigos cerca de su casa cuando 14 soldados israelíes se acercaron a ellos a través de uno de los campamentos de los pobladores vecinos. Los soldados procedieron a tomar Muhannad y a dos de sus amigos y los arrastraron a la fuerza hacia un edificio de los colonos.

En el camino, se les pidió una lista de los nombres de los que estaban tirando piedras a los soldados. Ninguno de los niños sabía los nombres, pues mientras jugaban nadie estaba lanzando piedras. Los niños fueron llevados a un cuarto en un contenedor al lado de la calle donde repetidamente se les realizó la misma pregunta. Muhannad y sus amigos de nuevo respondieron que no sabían los nombres de los que arrojaban piedras.

Los soldados entonces según se informa comenzaron a golpear a los tres niños después de no recibir las respuestas que ellos querían. Muhannad dijo a la DCI-PALESTINA que dos soldados lo golpeaban mientras otros dos golpean a sus amigos. Sus amigos fueron liberados después de ser golpeado durante 10 minutos, pero Muhannad permaneció mucho más tiempo, mientras los soldados siguieron dándole patadas en sus piernas y estómago, golpeándolo con la mano en su cara y torciendo su brazo derecho.

Después de unos 20 minutos de golpes, los soldados israelíes trasladaron a Muhannad fuera de la habitación y lo pusieron en la calle hasta que fue encontrado y llevado por los palestinos locales a una ambulancia, donde recibió los primeros auxilios.

(DCI-Palestina no pudo corroborar el asalto físico que Muhannad que al parecer sufrió durante su detención).


Los niños en el sistema de detención israelí

En abril de este año, DCI-Palestina registró 238 niños palestinos detenidos y procesados en tribunales militares israelíes, mismo número que se registró en marzo. Es el recuento mensual más alto desde octubre de 2010.

Desde el comienzo de la Segunda Intifada en el año 2000, más de 8’000 niños han sido arrestados y detenidos por el ejército israelí. Un promedio de 500 a 700 niños entre las edades de 12 a 17 son detenidos, interrogados y encarcelados cada año.

Palestinos, incluidos los que viven en los territorios palestinos ocupados son acusados de delitos en virtud de las leyes militares israelíes y juzgadas en tribunales militares israelíes. Los niños tan jóvenes como de 12 años de edad, ya son penalmente responsables y pueden ser condenados a un período de prisión de seis meses. Muchos niños palestinos pasan mucho tiempo en la cárcel en lugar de ir a la escuela y jugar con sus amigos.

La mayoría de los niños están acusados en los tribunales militares por lanzar piedras y por lo general reciben penas de prisión entre dos semanas hasta unos 10 meses.

DCI-Palestina informa que más de la mitad de los niños detenidos son arrestados en sus hogares familiares entre la medianoche y la madrugada por militares fuertemente armados. Por lo general, ni el niño ni los padres son informados de dónde es llevado o los motivos de la detención. En la mayoría de los casos, el niño va a tener las manos atadas, por lo general con un único lazo de plástico que dolorosamente corta la circulación de la sangre a las manos. La mayoría de los menores detenidos también se les venda los ojos. Después de ser arrestado, atado y con los ojos vendados, algunos de los niños son transportados en el piso de un vehículo militar, en donde padecen de violencia física y son desnudados en algún momento.

A diferencia de los niños israelíes que viven en los 200 asentamientos, además de toda Cisjordania y Jerusalén oriental, que se rigen por la ley civil israelí, los niños palestinos se rigen por la ley militar israelí y no se les concede el derecho a ser acompañados por sus padres en los interrogatorios. Por lo general, no se les llama a un abogado hasta que han comenzado los procedimientos judiciales militares, mucho después de que el interrogatorio ha terminado, y en violación directa de la Orden Militar de 1676 que establece el derecho a consultar con un abogado antes del inicio de la investigación. Todos los detenidos se suponen que tienen el derecho de permanecer en silencio durante el interrogatorio, pero sólo unos pocos son informados al respecto de manera que puedan comprender fácilmente.

Nueve de cada diez niños se declaran culpables en los tribunales militares, ya que es la forma más rápida de salir del sistema. De lo contrario, se mantienen en un período de detención preventiva prolongada, que a menudo puede exceder de la pena que reciben cuando se declaran culpable. En violación del artículo 76 de la Cuarta Convención de Ginebra, que prohíbe tales transferencias, casi dos terceras partes de los niños condenados son trasladados a cárceles dentro de Israel.


Palestine Monitor
Palestina Libre

No hay comentarios:

Publicar un comentario

«¡Pedimos que se evite el insulto y el subjetivismo!»